Ir al contenido principal

Entradas

Destacados

Diálogo

No voy a hablar de los gritos, de las amenazas vedadas de los suenios cumplidos e incumplidos. De las tareas pendientes. De las construcciones colectivas. No voy a hablar de la indolencia, ni de la soberbia, ni del olvido, ni del perdón. No voy a hablar de la violencia como cálculo metódico y sistemático. No voy a hablar del espíritu de clan, de grupo, de una noción muy básica y primitiva de pertenencia a una tribu. No voy a hablar del victimismo de todos, los que reciben ,los que dan, los que quitan, los que pierden, los que ganan. No me interesa saber quien tiene razón, no me interesa enterarme de las miserias de cada bando, de sus cuentas de muertos y heridos, de sus disputas eternas. No voy a tomar partido. No. Porque no hay partido. No hay nada más que un campo desierto, una angustia existencial  básica. Un ellos y un nosotros que se diluye a medida que avanza la negación del otro. No me interesan las disputas, no me interesa saber si habrá un próximo diluvio culpa de alguien que…

Entradas más recientes

Si las ideas no se matan

La línea de sombra

El desenlace del día D

Aiguablava

Los ausentes

¿Quienes son los malos?

Acceso a la ciudad

Alicia en el Pais de las Maravillas

Ahi va el capitán Beto

Barcelona resiste